Floppy Torrente dejó a su representante

Días atrás Araceli González denunció que habían discriminado a
su hija por “gorda” pero el manager de la joven negó que eso
fuera cierto. Ahora la joven puso punto final a su relación laboral
con Tomás Constantini, cambiándolo por su ex mujer…

“Estoy trabajando con la modelo Lorena Ceriscioli, ahora ella es
mi representante… Nos llevamos muy bien, la quiero mucho y es
muy buena persona…”, confesó el viernes por la noche la modelo
Florencia Torrente en el living de la diva Susana Giménez, donde
de esta manera dejó en claro que ya no trabaja más junto a
Tomas Constantini.

Si bien parecía que Florencia y Tomás, ex pareja de Lorena,
mantenían una relación laboral cordial, todo cambió luego de que
una productora de modas, cuyo nombre no trascendió, tratara de
“gordita” a la hija de la bella Araceli González.



Cuando salió a la luz el hecho mencionado con anterioridad,
Constantini inmediatamente desmintió lo sucedido,
argumentando que a la joven “no la discriminaron por gorda” y
sosteniendo que había ocurrido un “malentendido” con las
declaraciones de Araceli.

“En el Buenos Aires Fashion Week están con requisitos muy
estrictos con las modelos. Como tienen diseñadores
vanguardistas, buscan chicas de 1,75 para arriba y Flor no entra
en ese lugar porque mide 1,71…”, había indicado el manager en
diálogo con Radio 10.

Ceriscioli y Constantini se habían casado durante los primeros
días del mes de junio de 2007 pero cuando aún no habían
cumplido el primer aniversario de casados, atravesaron una
fuerte crisis que los llevó a la separación definitiva.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *