Aguascalientes y su costumbre de generar miles de toneladas de basura

En las últimas semanas, el tema de la disposición de los residuos sólidos (basura) que se genera, se recicla y se confina en Aguascalientes ha sido un tema recurrente.
Por una parte se ha hablado de que el Relleno Sanitario de San Nicolás, con una extensión de 42 hectáreas, está por agotar su vida útil y que en breve terminará de construirse la que sería su última etapa y que dentro de tres años aproximadamente quedaría lleno a su máxima capacidad.


Por otra parte, se ha mencionado el rezago en el pago y la deuda que algunos municipios, especialmente el de Rincón de Romos y Pabellón, tienen por el hecho de depositar sus residuos en el relleno sanitario del Municipio de Aguascalientes. Se habló hasta del ultimátum dado por la Secretaría de Finanzas municipales de Aguascalientes a las administraciones deudoras: o se ponen al corriente en los pagos o ya no se les recibirán sus camiones de basura.
También han sido tema los residuos que genera la realización de la Feria Nacional de San Marcos y los esfuerzos porque esos desechos puedan aprovecharse de nuevo mediante la separación y el reciclado.
Aunque con el crecimiento de la ciudad de Aguascalientes aumenta la cantidad de basura que se recoge diariamente, es también un hecho que ha disminuido el confinamiento en el relleno sanitario.

Según datos del Instituto Municipal de Planeación (IMPLAN) en el año 2008 se depositaron 231 mil toneladas de Residuos Sólidos Urbanos, y cinco años después, en el 2013, la cifra se redujo a 226 mil toneladas.

La explicación a esta diferencia está en que ha crecido el reciclado de materiales como vidrio, plásticos, papel y cartón, metales, y lo que llega al relleno sanitario es menor tonelaje de basura.

Además de los centros de acopio municipales, se han instalado en algunas zonas de la ciudad contenedores especiales para depositar materiales y hacer que llegue menos basura al relleno. Por otra parte, en los últimos años son más las personas dedicadas a reciclar. Estos hechos tienen como consecuencia que se aprovechen cada vez más los residuos sólidos urbanos.

Por lo tanto, el reciclaje de materiales se presenta como la alternativa para que menos basura llegue al relleno sanitario y para que la etapa que está siendo construida tenga una vida útil más larga una vez que empiece a funcionar.

Deja un comentario