Margarita Gralia Confía en su belleza

Tener más de 50 años de edad no impide que la actriz siga teniendo
fervientes admiradores de su belleza y mucho menos que ella esté
dispuesta a quitársela ropa en una película o en una obra de teatro,
siempre y cuando la historia esté justificada y tenga una buena dirección.
¦ Hace seis años realizó un desnudo en una revista para caballeros, la
cual tuvo mucho éxito entre et público masculino, sin embargo, hoy en día la
guapa mujer asegura que no lo volvería a hacer, ni siquiera si le ofrecieran
mucho dinero, pues eso sólo fue porvanidad.

“Yo siempre lo dije que no lo hice ni por una razón económica ni artística,
fue por pura vanidad y ya está satisfecha mi vanidad, tuve uno de los
números más vendidos de la revista porque no era la jovencita que estaban
acostumbrados a ver, sino una señora. Rompí récord y ese orgullo nadie
me lo quita”, expresó.

Sin embargo, dejó claro que sise desnudaría en una película o en Una obra
de teatro, ya que para ese tipo de proyectos nunca ha tenido mayor
problema.

“En una película o en una obra de teatro no tendría ningún problema de
hacerlo, siempre y cuando me interese el personaje, que yo pueda conocer
quién va a dirigir, a iluminar y cómo es la historia”, comentó.

La primera vez que Gralia realizó un desnudo fue en la puesta en escena La
señorita de Tacna (1985), de Mario Vargas Llosa, la cual fue reproducida en
el noticiario de Ricardo Rocha y por la cual se armó todo un escándalo en
ese entonces.

En 2003 nuevamente se despojó de su ropa para la obra El graduado en la
que compartió escenario con Mauricio Ochman y Sara Maldonado.

Gracias a estos trabajos teatrales y a su talento como actriz, Margarita no
sólo es seguida por las actuaciones que ha tenido, sino también por la
belleza física que conserva.

“Yo me siento muy halagada y al mismo tiempo tan comprometida de
mantener esa imagen que tiene la gente de mí y por otro lado, me siento
agradecida con la prensa mexicana porque a mísiempre me tratan muy
bien, con mucho respeto y de mi parte reciben lo mismo”, aseguró.
Para realizar estos meritorios trabajos no sólo se ha valido de su
preparación, sino también del apoyo constante que recibe de su esposo
Ariel Blanco, con quien lleva muchos años casada.
“Mi esposo siempre me ha apoyado y es mi pareja de todo. Sinceramente
me siento una mujer afortunada y feliz porque nosotros trabajarnos diario
en pareja, por eso nos une un gran respeto y siempre nos permitimos cada
uno crecer”. mencionó.

MUY MALVADA EN TELEVISIÓN

Actualmente la actriz participa en la telenovela Entre et amor y el deseo,
donde intepreta a Renata Dumont, un personaje con el que no sólo tuvo
que cambiar de imagen sino también aprender a ser villana.

“Me parece maravilloso el look que diseñaron porque uno en cada trabajo
pone el corazón y espero que el público to reciba con mucho cariño y que
quede sorprendido con esta historia de amor y villanías.” Pese a que
muchos actores de su talla exigen mucho para formar parte de una
telenovela, ella dice no es tan estricta y sólo pide condiciones necesarias
para trabajar.
“Siempre uno tiene sus exigencias, pero mis exigencias siempre están
relacionadas a que pueda realizar mejor mi trabajo.

“Los productores saben que mis exigencias no son de una diva, sino de
una gente profesional que se entrega en su trabajo.” Además de la
telenovela que se transmite por TV Azteca, la actriz se encuentra
concentrada en la obra de teatro Todo sobre mi madre, por lo que llegó a un
acuerdo con los productores para poder grabar sus escenas y al mismo
tiempo andar de gira por el interior de la República.